El presidente asistió al entrenamiento para ver al Almería de Lucas Alcaraz

Alfonso García estuvo acompañado de Corona y habló con el técnico antes de comenzar la sesión.

 

Alfonso García, que se trasladó hasta nuestra ciudad para presentar a Lucas Alcaraz como entrenador del primer equipo, vivió una intensa jornada de trabajo en el Estadio de los Juegos Mediterráneos, a donde llegó por la mañana para no perderse detalle del entrenamiento que se llevaba a cabo en el Anexo. Allí y, siempre acompañado por el director deportivo, Miguel Ángel Corona, habló con Lucas Alcaraz, se interesó por las lesiones de Caballero y Pervis Estupiñán, y mostró su apoyo al equipo.

Posteriormente estuvo viendo el césped del Estadio, que ha sido resembrado recientemente, mantuvo reuniones en la sede del club, presentó al técnico granadino, mantuvo una segunda rueda de prensa para hablar de temas de actualidad de la entidad, y continuó con reuniones en las oficinas de la UD Almería.

Sobre el césped del Anexo la plantilla, bajo las directrices de un Lucas Alcaraz que dejó ver su carácter, continuó con su preparación y puesta a punto con un trabajo táctico. Como el día anterior hubo sesión de vídeo antes de comenzar la actividad en el campo, donde el nuevo entrenador sigue inculcando a los jugadores sus argumentos futbolísticos. No lo va a cambiar todo en una semana, pero sí que quiere su el equipo rojiblanco pueda tener ya en Barcelona algunas de sus señas de identidad.

Como es lógico, tanto Caballero como Pervis Estupiñan, ambos lesionados, estuvieron al margen; el argentino en la sala médica aunque luego salió al Anexo para ver el entrenamiento, y el lateral realizando un trabajo específico. Los laterales Navas e Iván Martos, del filial, además de Albert Batalla, estuvieron con la primera plantilla.

Rubén Alcaraz, que recibió golpe, dio el susto por sus gestos de dolor, pero tras ser atendido por los servicios médicos continuó ejercitándose.

Este miércoles, a las 10,30 horas, nueva sesión en el Anexo del Estadio de los Juegos Mediterráneos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *